Barcelona comienza a recibir a  un mayor número de turistas. Está comenzando a llegar el calor mediterráneo y nuestros vecinos europeos y de todo el mundo se animan a visitar la Ciudad Condal.

Las visitas a monumentos y excursiones urbanas por los barrios más modernistas, pasando por toda la historia Barcelonesa, así como eventos deportivos o visitas a buenos restaurantes para encontrar la gastronomía más típica y catalana de la ciudad.

Los turistas sienten mucha curiosidad por la cultura catalana, y sobre todo por los platos típicos de la Ciudad Condal. El toque mediterráneo y equilibrado de los menús de la ciudad son los que cautivan a los nativos y viajeros que llegan a Barcelona.

Los restaurantes y los platos de la Ciudad Condal

En la ciudad hay muchos tipos de restaurantes. Desde los más tradicionales y de la cultura catalana, pasando por los fusión y los más creativos, hasta llegar a los más internacionales, como los japoneses, árabes o tailandeses entre otros.

Barcelona no se escapa de su modernidad y actualidad, y eso se ve reflejado en su gastronomía. Pero… ¿Qué platos acompañan a sus raíces más culturales?

Pan con Tomate (Pa amb tomàquet)

El pa amb tomàquet es uno de los platos por excelencia en Cataluña. Lo encontrarás en todos los restaurantes que visites, puesto que es un imprescindible en la mesa, tanto para catalanes como para turistas.

Este plato consiste en un trozo de pan tostado y untado con tomate, previamente partido por la mitad.

Es muy importante que el pan sea de calidad, puesto que no solamente es una tostada de pan, sino que su elaboración, realizada con mimo y cariño lo convierte en un plato delicioso.

Butifarra con alubias (Botifarra amb mongetes)

Este es un plato sencillo y energético que se acostumbraba a servir en hoteles y hostales del siglo XIX.

Conformado tan solo por una butifarra pasada por la sartén, y alubias (mongetes), normalmente blancas.

Muy consistente. Este es uno de los platos más característicos de la ciudad.

Calçots

Otro de los platos gastronómicos más populares y conocidos, por excelencia, en todo el mundo cuando se habla de Barcelona, y Cataluña.

Es tan solo una cebolla, que se consume en épocas invernales.  Se cocina en la parrilla y se come con la salsa romesco, muy típica entre los catalanes.

Las calçotadas son una tradición que a todos gusta, puesto que aparte de alegrar el estómago, se alegra el alma por la compañía de disfrutar ese momento entre amigos y familia.

Escalivada

Ensalada fría típica de Barcelona, pero que se habitúa a comer por toda Cataluña.

Se hace con cebolla, pimientos (verde y rojo), tomate, berenjena y anchoas asadas. Se suele servir en una rebanada tostada de pan Pagés, o en una coca (masa parecida a  la pizza) que se llama coca de recapte.

Esqueixada de Bacalao (Esqueixada de Bacallà)

Este es otro plato muy mediterráneo y muy, como dirían en Cataluña de la terra. El bacalao confitado y desmigado es otro de los plato estrella más populares en Barcelona.

La esencia de mar y marineros, la herencia de la edad media, se ve reflejada en este plato. La combinación entre pescado y verduras hace que sea uno de los más equilibrados.

Crema catalana o mel i mató

Y de postre…

Existen dos postres muy tradicionales. La crema catalana y la mel i mató.  El primero de ellos es como una crema suave y gustosa, caramelizada por encima. Mientras que el segundo es tan solo requesón acompañado con miel, y hay quienes lo acompañan con membrillo.