Barcelona es un centro neurálgico cultural que si de algo se puede ufanar es de reunir un crisol cultural importante, aquilatado por su condición de puerto, que lo conecta al mundo entero y sus expresiones artísticas musicales.

Los ritmos del Caribe para el mundo europeo han estado cubiertos de una sensualidad especial y una estructura rítmica que despierta curiosidad y fascinación.

Es precisamente por ello que han proliferado en la ciudad sitios especializados para el aprendizaje de salsa, bachata, merengue, mambo y otros bailes similares.

Por supuesto que también se cuenta con muchos lugares para darle rienda suelta a este arte y pasar un rato agradable compartiendo con amigos y familiares bien entrada la noche, escuchando y bailando los más emblemáticos temas de estos géneros musicales originarios del Caribe.

Veamos algunos de estos sitios que podemos encontrar en los alrededores y que, por cierto, están a muy pocos minutos en coche de Mercedes Heritage Apartments.

Mojito Club

Con el nombre del famoso coctel cubano con base de ron blanco, este restaurante-discoteca se destaca como uno de los más populares sitios para el disfrute de la música afro-caribeña. Con un ambiente que impacta con su barra de neón, el Mojito ofrece una fusión de enseñanza y diversión absoluta.

Los legos en la materia pueden apuntarse a los cursos que son dictados periódicamente para alternar clases y fiesta en el mismo sitio. Se presentan “performances” cada noche con la animación de diferentes discplays que llenan el espacio de buena música.

Los egresados de su academia de baile gozan de descuentos especiales en cocteles y bebidas. Los horarios combinan el servicio de restaurant y el de discoteca desde las 6:00 pm y hasta las 5:00 am y lo podéis ubicar en c/Rosselló 217, esquina Balmes.

Antilla Latin Club

Fue pionera en la ciudad con su inauguración en 1993. Dentro de sus atracciones cuentan con cierta frecuencia con la presentación en vivo cierta de orquestas salseras que prenden el ambiente nocturno barcelonés.

También cuenta con escuela de baile propia y talleres especiales efectuados durante la noche, alternados con presentaciones especiales de parejas de baile invitadas.

Su amplia pista e inigualable ambiente hace de este uno de los sitios más concurridos, especialmente los días sábados. Esta ubicado en Carrer d’Aragó, 141.

Agua de luna

Agua de luna es otro de los buenos lugares para ponerse en movimiento con la movida latina y disfrutar de una noche de baile con buena música afrocaribeña. Podréis disfrutar de la mejor selección de salsa, merengues y bachata mientras degustan el más amplio menú de cocteles.

Tienen una programación permanente de talleres y clases magistrales para aprender los pasos más recientes. También podréis uniros a lo que se conoce como la rueda de Salsa Casino favorita de Barcelona. Se encuentra en Viladomat 211. Entre Mallorca y Provença.

El Cel Club

Aquí encontraréis una de las salas de bailes de mayor tamaño de la ciudad para tomarle el pulso a los ritmos latinos más populares. Es uno de los sitios dedicados a la salsa que los barceloneses prefieren y más reconocen de la ciudad, por lo que es recomendable apartar sitio temprano.

Cuenta con demostraciones de bailarines de gran calidad que muestran su talento, acompañados de explosivos temas del momento. A pesar del gran tamaño de sus instalaciones, el lugar siempre está lleno y su ambiente es tan especial que por momentos os transporta al Caribe.

Combina sus servicios entre la escuela de baile que funciona de lunes a viernes en horarios vespertinos, y como sala de baile los fines de semana. A petición, también disponen de clases para otros ritmos, como sevillanas, tango, bachata o kizomba. Podréis encontrar el Cel Club en Carrer de Ramon Martí i Alsina, 44.

El Dio Club

Y si ya domináis el baile latino, entonces debéis conocer el Dio Club, que según los entendidos reúne a la crema y nata de las noches latinas de la Ciudad Condal. Los conocedores comentan que esta es una de las mejores pistas de baile en Barcelona, por su dimensión y sobre todo por la gran variedad de música latina que los asistentes disfrutan cada noche.

El Dio posee un sistema de afiliación que permite a los interesados participar —sin costos adicionales— en los talleres y demás actividades que se programen. Los alumnos de la escuela que funciona en el lugar disfrutan de noches exclusivas para demostrar lo aprendido.

Está ubicado en barrio de Gracia y posee un par de espaciosas salas de baile, en donde se alterna la enseñanza de diferentes ritmos según el calendario de actividades.