El tapeo en Barcelona incluye platos tradicionales catalanes y españoles pero también se destaca por ofrecer platillos vanguardistas, por lo que la oferta en la Ciudad Condal es tan amplia para complacer todos los gustos y bolsillos.

Compartimos una lista de los bares en Barcelona que resultan más llamativos e interesantes:

Marsella

Es uno de los bares más antiguos de la ciudad dado que su fundación data de 1820. En sus mesitas se sentaron a conversar grandes genios de la talla de Picasso, Dalí, Gaudí y Hemingway.

De sus paredes y armarios parece que va a salir la historia del lugar, por lo que es un sitio muy recomendado si sois amantes de los lugares míticos y bohemios.

La absenta es la bebida típica. Recomendamos probarla, a lo mejor os ponéis a ver duendecillos verdes.

Cervantes

Es el típico bar familiar ubicado en el corazón de Barcelona, en el barrio Gotic.

Se destacan por sus comidas, tanto desayuno como  almuerzo de estilo casero tradicional y su vermut casero también que hacen sentir al visitante en casa. Su bocadillo de tortilla de queso es para flipar.

Els 4 Gats

Inspirado en un cabaret de París llamado Le Cat Noir, este bar nació en 1897, por eso es uno de los locales con más pasado que encontrareis a vuestro paso por Barcelona.

Mantiene intacta su decoración modernista de la época en la que abrió sus puertas por lo que conserva su encanto mientras sirve una comida suculenta y buenos tragos.

Tickets bar

Si queréis sentaros a la mesa de uno los grandes de la cocina mundial, este es vuestro bar.

Este local es propiedad de los hermanos Adrià, Albert y Ferran Adrià, uno de los mejores cocineros del mundo, en sociedad con los hermanos Iglesias: Juan Carlos, Borja y Pedro.

Es el sitio ideal para vivir al máximo un espectáculo gastronómico cónsono con la decoración de estilo circense y teatral, además que está rodeado de varios teatros.

Para deleitaros con esta propuesta de cocina de autor en las tapas tradicionales es necesario que hagáis una reserva por Internet.

El Quim de la Boquería

¿Os gustaría vivir la experiencia de tapear en un mercado? Entonces este bar es para vosotros.

Queda a apenas unos 10 minutos de Mercedes Heritage Apartments y, como describe su propio dueño y cocinero Quim, allí podéis disfrutar del “arte de comer en un taburete”: todo lo que se sirve es producto de mercado y con una atención que se esmera en los detalles.

Es el lugar en el Mercado La Boquería ideal para irse de tapas con los amigos y pasar un rato informal pero memorable.

Quimet i quimet

Pequeñito pero muy acogedor. Tal como abrió sus puertas en 1914, está presto a ofrecer siempre una amplia variedad de quesos, tapas mediterráneas y montaditos bien surtidos, entre los que destacan los de alcachofas, queso y caviar, pez espada con tomate seco y un sinfín más.

Su excelsa bodega recoge licores para varios gustos: vinos, vermut de barril y cervezas de elaboración propia resaltan a la vista.

Cova fumada

En 1945 abrió sus puertas para ser una taberna de marineros que ya traspasó ese perfil para convertirse en una leyenda del barrio marítimo al inventar la bomba de la Barceloneta: una patata rebozada rellena de carne.

Su cocina tradicional hace que sea un lugar excelente para el tapeo en Barcelona, con sus mariscos y pescados frescos, sus garbanzos, alcachofas y mucho más.

De tapas en la Calle Blai

Si sois de los que prefieren visitar varios sitios y tomarse un traguito aquí y otro más allá, el carrer Blai es vuestra mejor opción.

En ese barrio de ambiente bohemio, artístico y cultural se reúnen varios locales para irse de tapeo por Barcelona, dado que concentra bares, restaurantes y tabernas de variado gusto y precios asequibles.

Related Posts